26 noviembre, 2019

Descrubre las ventajas de la telefonía IP para las empresas

A pesar de que la telefonía IP no es una nueva tecnología de la actualidad (ya que han surgido otras posteriores como la WebRTC), muchas empresas están comenzando a darse cuenta de las múltiples ventajas que les puede ofrecer la telefonía IP para facilitar las comunicaciones de la empresa.

El miedo a la integración de Internet en las comunicaciones ha disminuido, y gracias a tecnologías como la Voz IP, las organizaciones pueden construir una infraestructura única que sea compatible con sus necesidades de comunicaciones de voz y datos.

 

¿Qué es la telefonía IP?

Los sistemas de telefonía IP utilizan tecnología de voz sobre protocolo de Internet (VoIP) para realizar y realizar llamadas telefónicas. A través de la tecnología IP, las empresas pueden hacer que sus redes telefónicas trabajen conjuntamente a sus teléfonos móviles o incluso ordenadores (a través de softphones) para superar los límites establecidos previamente por los sistemas telefónicos tradicionales.

En otras palabras, las empresas de hoy tienen la opción de no estar atadas a las limitaciones de las redes telefónicas. Lo que los proveedores de servicios pudieron ofrecer en el pasado ahora se puede lograr con las tecnologías basadas en Internet.

 

Beneficios de optar por un sistema de telefonía IP

 

  • Ahorros significativos en las llamadas telefónicas

Las llamadas a través de telefonía IP reduce costes en líneas analógicas que ya no son necesarias. Pero también en los mismos costes de llamadas salientes, que se han visto reducidos en los últimos años. 

 

ventajas telefonia ip

 

  • Mayor movilidad y conectividad

Dado que los sistemas de telefonía IP transmiten datos a través de Internet, las organizaciones pueden comunicarse prácticamente en cualquier lugar del planeta, siempre que tengan conectividad a Internet. Los teléfonos IP no necesitan cambiar los números, y tampoco es necesario pagar los cargos de larga distancia.

 

  • Sistemas ricos en funciones

En el pasado, los sistemas de telefonía como PBX (intercambio de sucursales privadas) revolucionaban la forma en que las empresas se comunican. Por primera vez, las empresas podían hacer llamadas dentro y fuera de sus organizaciones usando solo una o unas pocas líneas telefónicas principales.

Hoy en día, los sistemas telefónicos VoIP con múltiples funciones están empujando los límites aún más lejos. Los teléfonos IP pueden hacer mucho más que hacer llamadas telefónicas. Botones programables, capacidad de teleconferencia, mensajería unificada, transcripción de correo de voz a correo electrónico, función de operador automático, identificador de llamadas y llamada en espera: estas son solo algunas de las características de los sistemas de telefonía IP de hoy en día.

 

  • Facilidad de instalación y configuración

Los sistemas de telefonía IP son mucho más fáciles de instalar y configurar que los sistemas telefónicos tradicionales. El software propietario, las interfaces gráficas de usuario y otras tecnologías exclusivas utilizadas por las compañías telefónicas pueden ser confusas y demasiado complejas para la mayoría de las personas. Por otro lado, los sistemas de telefonía IP tienden a ser más fáciles de entender por cualquier persona que esté familiarizada con las redes.

 

  • Naturaleza escalable

Los sistemas de telefonía IP no están restringidos por cierto número de conexiones telefónicas físicas. Las organizaciones que necesitan nuevas conexiones telefónicas pueden simplemente conectar un nuevo teléfono IP al enrutador, solicitarlo al operador y podrán empezar a trabajar.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *